Estadisticas y contadores web gratis
Estadisticas Gratis

La Vuelta pasa por (un trozo de) Burgos

La Vuelta a España ha aterrizado hoy en Burgos con toda su parafernalia (aunque no tanta como la que se verá mañana cuando tomen la salida) y el crack de los comentaristas de ciclismo, Perico Delgado, cuyo saludo era permanentemente reclamado por la afición que se agolpaba en la línea de meta. El vencedor ha sido Óscar Freire, quien con esta victoria ya ha cumplido con su cometido para esta edición de la Vuelta.


El recorrido les ha traído bordeando uno de los embalses que abastecen la ciudad y justo después se han sucedido una serie de pueblos típicamente burgaleses. Sus gentes aplaudían desde las estrechas aceras al paso de la comitiva ciclista, lo cual es el acontecimiento más destacado de todo el año para estas pequeñas localidades. Entre ellas se incluyen Villasur de Herreros, con su peligrosa curva en medio del pueblo; Arlanzón, que recibe el nombre del río que la cruza, que no es otro que el mismo que divide Burgos en norte y sur; Ibeas de Juarros, muy próximo a los yacimientos de Atapuerca, por lo que alberga un centro de recepción de visitantes y un pequeño museo en honor a Emiliano Aguirre, el arqueólogo que creyó en las posibilidades del karst burgalés; y Castañares, actualmente barrio de Burgos, aunque conserva su estructura de pueblo.

Pero me entristece el recorrido preparado por la Vuelta (supongo que en concomitancia con el Ayuntamiento) por las calles de la capital castellana, pues se ha circunscrito al populoso barrio de Gamonal, lo cual siempre asegura una afluencia fabulosa, pero desaprovecha la posibilidad de mostrar al mundo la imagen de una ciudad moderna, vistosa y bonita. No es más que markéting y la Vuelta supone tal escaparate que no concibo cómo no se cambia la ubicación de la meta, que es la misma desde hace años.


Sólo el posterior trabajo del helicóptero sirve para amortizar el dinero invertido por la ciudad, aunque los necesarios paneles con las distintas clasificaciones impide apreciar detenidamente la ciudad. En esta ocasión hemos podido contemplar la catedral desde todos los ángulos posibles, el parque del castillo, el monasterio de las Huelgas Reales, el Arco de Santa María y su remodelado puente, el seminario mayor y la céntrica estatua del Cid Campeador, con la que el cámara se ha recreado.

Deberemos esperar a otro año para presentar un itinerario urbano más atractivo y potenciar el Museo de la Evolución Humana (a medio construir), ya que nuestra vuelta, la Vuelta a Burgos, anda de capa caída por culpa de la arbitrariedad de la UCI y, lo que antes nos servía de escaparate al mundo, ahora no es más que una competición que se mantiene, básicamente, por tradición, a la espera de mejores días para este deporte. Y otro apunte, el equipo de ciclismo de categoría continental, el Burgos 2016 (antes Viña Magna, Cropusa, Burgos Monumental...) bien se merece un apoyo verdadero, y más tras su éxito en la Clásica de los Puertos.

2 comentarios

tricesimus dijo...

Hola, conozco el caso de Salamanca y la burrada que pagó a la FECiclismo para que la vuelta empezara allí en el año 2000, creo. Aquello sí era publicidad, pero hipotecó gran parte de la subvención de Capitalidad Cultural (no te sabría decir el precio exacto, pero todo el mundo decía que era desorbitado).

Al final... mira, el que más y el que menos ha tenido a la preciosa ciudad de Burgos en boca por lo menos ayer por la tarde. Al menos más que si no hubiera habido vuelta, ¿no? Como estudiante y aficionado a la arquitectura, sé de sobra los esfuerzos de Burgos para volver a ser una ciudad moderna y relevante. Suerte.

Ramón_Lozano dijo...

Desde luego que formar parte del recorrido de la Vuelta es una gran publicidad, pero creo que es también la ocasión perfecta para intentar vender la ciudad lo mejor posible. No digo siempre, pero ya lleva unos 5 años acabando en el mismo lugar y con un recorrido por la ciudad poco vistoso.